El Black Friday es el último viernes del mes de noviembre según la tradición de Estados Unidos, extendida a muchos otros países. Centros comerciales y grandes tiendas de Venezuela lo adelantaron para adaptarse al sistema de cuarentena fijado por el gobierno, el “7+7”, que alterna siete días de confinamiento radical, que obligan a cerrar comercios salvo supermercados, farmacias y otros establecimientos esenciales, con siete días de flexibilización que permiten abrir.

En Venezuela cada vez es más normal etiquetar los precios en dólares, ante la debilidad del bolívar, desplazado en gran parte de las transacciones que se hacen en el país.

Tras meses de cierre, desde la declaración de la cuarentena en marzo hasta la aprobación de flexibilizaciones en junio, el Black Friday es una buena ocasión para comerciantes.

El presidente de la Cámara Venezolana de Centros Comerciales, Freddy Cohen, informó que este viernes 20 de Noviembre se realiza el Black Friday.

“Es un Black Friday distinto, dónde tenemos cada uno que ayudar a protegerse y cuidarse. Cuando uno se cuida también está cuidando a los demás”, dijo repsectoa las medidas de bioseguridad implementadas en los centros comerciales.

Comentó que de los 130 centros comerciales que integra la cámara, la gran mayoría participan en la actividad y tienen sus mejores ofertas para dinamizar la economía.