Sudáfrica reabrirá sus fronteras este 1 de octubre, tras más de medio año cerradas para luchar contra la pandemia de COVID-19, pero excluirá a los turistas de zonas de «alto riesgo» como la mayor parte de América Latina y países como Estados Unidos, Francia o el Reino Unido.

En la lista de exclusiones quedan, entre otros, Brasil, México, Perú, Argentina, Chile, Venezuela, Colombia, Costa Rica, Bolivia, Ecuador, Honduras, Guatemala y Panamá.

Tampoco podrán viajar turistas de otros lugares del mundo como Portugal, Países Bajos, Bélgica, India, Rusia o Irán.

Las restricciones se aplican al turismo y al ocio, pero Sudáfrica sí permitirá los viajes desde cualquier país por motivos diplomáticos, de negocios o similares, bajo la condición de presentar al aterrizar una prueba de test PCR negativo que no tenga una antigüedad superior a 72 horas.

Vía: EFE